Portada pelo Coloración

Consigue una sesión de peluquería gratis con Wella


Ayer os hablaba de la iniciativa que ha lanzado Wella para resaltar la importancia de la labor del peluquero en momento especiales de nuestras vidas (podéis leerlo aquí).

Os prometí una sorpresa y aquí la tenéis: un concurso en el que 4 de vosotras podréis ganar una sesión de peluquería en los salones Hair Krone y Carche.

Peluquería Madrid - Hair Krone

La idea es que dejéis un comentario en este post contando un momento especial en el que hayáis confiado en un peluquero, un día en el que la peluquería os arregló el día o un día en el que simplemente disfrutásteis en manos de vuestro peluquero/a.

El premio son 4 tratamientos de color en dos salones de Wella: HairKrone en la calle Lagasca y Carche en la calle Orense, de Madrid. 

Cada ganadora podrá elegir la fecha en la que quiere acudir (si hay disponibilidad lógicamente) que tendrá que ser antes del 30 de julio de 2017.

Peluquería Madrid - Hair Krone

Peluquería Madrid - Hair Krone

Podéis participar hasta el 8 de julio de 2017  a las 23:00 horas.

La marca se pondrá en contacto con las ganadoras directamente.

 

 

La participación en el concurso supone la aceptación de las siguientes  bases legales.

35 COMENTARIOS

  1. Siempre iba a una peluquería del barrio hasta que llegó un momento que cambié de peluquería para ver diferencias y estoy encantada con esta última peluquería, no la cambio por nada, son unos profesionales.

  2. Un momento especial fue cuando por una problema de salud tuve que tomar una de las decisiones más difíciles ¡CORTARME EL PELO! La verdad que para mí (bueno creo que para muchas de nosotras lo es) lo pasé un poco mal, ya que tenía el pelo muy largo y me lo tuve que cortar más cortito de la media melena. La verdad que a la peluquería que acudí no había acudido muchas veces, pero me trataron con mucho amor y delicadeza, incluso me gustó el corte jejejeje. Hoy por hoy sigo con mi tratamiento para que mi pelito siga adelante, pero siiii necesito una sesión de mimos en un salón como el de Wella, me gustaría hacerme un tratamiento de color y cortarme. Gracias Susana y Wella por darnos esta oportunidad!!! Espero ser una de las agraciadas!

  3. Cambie de barrio cuando me case y probe la nueva peluqueria de mi barrio. Desde hace 13 años confio plenamente en Celia y Raquel. Me pingo en sus manos y se que me dejaran perfecta. La ultima ocasión esoecial: la comunion de mi hijo el año pasado. Me dejaron divina

  4. Yo siempre que voy a la peluquería desconecto de todo y me dejo guiar por mi peluquera, ella me asesora en todo!!

  5. Lo que más me gusta cuando voy a una peluquería es que me entiendan, comprendan bien lo que estoy pidiendo, no me agobien intentando venderme cosas que supuestamente mi pelo necesita. Me encanta la peluquería a la que voy ahora porque nunca me habían entendido tan bien, el peluquero que me peina y me corta el pelo sabe exactamente lo que quiero y necesito, y salgo encantada. El único fallo es que es muy cara y no me puedo permitir ir tantas veces como yo quisiera, pero el día que voy es una autentico lujo.

  6. Para mí ir a la peluquería es siempre una ocasión especial. me encanta que me recomienden el corte de pelo o el tratamiento que mejor me va y siempre me pongo en sus manos. Creo que siempre salgo de la peluquería con una inyección de energía, me veo guapa y eso me gusta.

  7. Yo he de decir que siempre he tenido pánico a ir a la peluquería, no por lo que la mayoría se queja de que les cortan más de lo que querían, para mi eso nunca fue un problema, para mi el problema era a la hora de peinarme, que casi siempre me han terminado quemando, pero la última vez que fui a otra peluquería por probar, la chica muy cuidadosa preguntando siempre si quemaba, además, súper maja hablándome creando un buen ambiente entre las dos, encima era la primera vez que me hacía mechas y quedé encantada con el resultado, súper naturales 😀

  8. bueno aunque no me toque me gustaria dejar constancia de mi momento de peluqueria, despues de pasar un tiempo más bien malo fui a la pelu y le dije a la peluquera si me podia arreglar el pelo que me habia empezado a crecer desde de muchos meses sin tener pelo fue tan agradable estar otra vez en la pelu que te laven el pelo que intenten arreglar he incluso peinar recuerdo que el cepillo no cogia el poco pelo que tenia uff ,fue un momento que no olvidare …

  9. Mi mejor dia en una peluqeria fue cuando consegui encontrar una ( a dia de hoy mi peluqueria de referencia) en la que me hicieron unas californianas perfectas.. PER-FEC-TAS… Si no fuera porque mido 20 cm menos, parecia Gisele Bündchen… Casi lloro

  10. La verdad es que mi mejor momento con mi peluquero fue hace unos años. Yo tenía 16 años, quería experimentar y verme distinta. Quería un corte sofisticado y verme, por fin, elegante y adulta.
    Acudí a mi peluquería de siempre, en Tenerife, y le comentó a mi peluquero lo que quería y le dejé bien claro que tenía vía libre. ¡Se le iluminaron los ojos! El sueño de todo peluquero hecho realidad: una joven con pelo largo y grueso a la que no le importaba que se lo cortaran mucho, poco, o nada.
    Acabé con un Long Bob (¿quién iba a decir que 10 años después este peinado se volvería a poner de moda?) y fui la niña / adolescente más feliz del mundo

  11. Mi momento más especial fue conocer a la estilista que contraté para mi boda que fue el pasado mes de marzo y conocí a la que hoy es mi peluquera. Por fin alguien entendió que quería hacer con mi pelo, cuáles eran mis problemas y sobre todo, dió con el color que yo quería y tanto me costó que alguien entendiese sin ponerme “al gusto del peluquero”. Desde entonces Arancha no solo se ha convertido en mi peluquera de confianza, también en una amiga, porque siente pasión por su trabajo y eso se nota.

  12. Todo el mundo va a la peluquería el día antes de un evento importante en su vida ..yo también lo he hecho muchas veces pero sin duda la más importante en mi vida fue el día antes de ingresar para hacerme una mastectomia que fui a que me dieran las mechas y me peinaran. .sabia que después tendría unos días duros y quería verme guapa . Gracias por el sorteo . Suerte a todas

  13. Todas vamos a la peluquería el día antes de un evento importante en nuestras vidas; yo también lo he hecho muchas veces pero sin duda la vez más importante en mi vida fue hace dos años cuando fui el día antes de ingresar para hacerme una mastectomia. Sabia que los días siguientes iban a ser duros sin ganas ni de mirarme en el espejo y quería sentirme guapa . Gracias por el sorteo y suerte a todas .

  14. Yo hace tiempo que decidí tener un ratito para mí cada semana y de entre todas las cosas, elegí 3 días de gimnasio y los viernes peluquería!!! Es la mejor manera de empezar el fin de semana!!!! Me dejo hacer de todo. Es mi momento!!!!!!!!

  15. Lo que más me gusta de ir a peluquería es la sensación de bienestar y que se dediquen a ti!!! Los masajes capilares, el sillón relax y estar hablando con tu peluquera, que ya es amiga después de tantos años

  16. Confié plenamente en mi peluquera, cuando decidí cortarme el pelo corto. Di muchas vueltas y finalmente me decidí siguiendo sus consejos y recomendaciones en los diferentes cortes de pelo y acertó plenamente.
    Era de lo más cómodo y fácil de mantener gracias a sus tips.
    Besitos

  17. Tengo el pelo rizado y fui a la peluquería a hacerme un tratamiento con keratina para alisarmelo con un poco d escepticismo la verdad. Me quedé completamente asombrada cuando a los dos días me lave el pelo, se secó al aire y los rizos habían desaparecido. El pelo estaba muy hidratado y bonito y completamente liso sin secador ni plancha. Un gran descubrimiento

  18. Pues llevabas razon en tu anterior post,los peluqueros dan color a la vida…cuando estamos de bajon,cuando estamos de subidon,cuando nos sentimos guapas….y también cuando nos sentimos feas,un saludo para todos ellos…y a ver si hay suerte

  19. Mi momento fue el pasado mes de Mayo, celebré por todo lo alto mi cumpleaños (una cifra importante), fui a la peluquería con idea de peinado , y salí totalmente transformada en otra mujer. Le conté a la peluquera como iba a a ser la fiesta y me convenció para el cambio. Fue todo un acierto ponerme en sus manos.

  20. Mi primer tinte. Tenía muchísimas dudas y preguntas, después de oir comentarios y ver videos en Youtube. Pero el resultado y la tranquilidad de la resolución de las dudas, me dieron mucha seguridad.

  21. Mi momento “peluquería” siempre es genial porque desconecto de todo, en realidad siempre es así. Dejo el móvil en el bolso y por supuesto no lo miro, me gusta pedir consejo y que me asesoren, dejarme en manos de un buen profesional y que me mimen. Además si estoy contenta lo primero que hago es comentarlo con mis amigas para que no pierdan la oportunidad de sentir el LUJAZO de ir a ese sitio maravilloso donde me han dejado genial y encima he disfrutado.

  22. Clásica urgencia de fin de semana, necesitaba ir bien peinada a una cena. Busqué peluquerías abiertas por la tarde el sábado, y nada, un poco mas lejos ví una muy parecida a la de “Cuéntame”, años 80, pero no me quedaba mas remedio. La media de edad entre las clientas allí sentadas era de 80 y pico años. Oye, y qué bien,, la peluquera era colombiana, muy detallista, me dedicó tiempo y con mucho gusto me cortó el pelo y peinó genial.

  23. La verdad es que cada vez voy menos a la peluquería porque no me gusta como me peinan voy cambiando y de momento no he conseguido una que diga que merece la pena gastarme el dinero para ver resultados y verme guapa y con un corte perfecto así que al final me tengo que peinar yo solita.

  24. Me encanto , super útil y necesario gracias por todos los consejos , en la peluquería aveces no lo hacen como tu quieres , así practicare mas , Saludos .

  25. Pasaba en aquella época por una etapa crítica en mi vida. Decidí ir a la peluquería de toda la vida de mi padre donde también trabajaban con mujeres. Me dejé llevar y confíe al 200% en mi peluquera. Quería un cambio radical, quería volver a ser yo, quería sentirme fuerte, valiente, segura.
    Tenía en aquél entonces una preciosa melena negra rizada. Me corté el pelo corto como nunca lo había tenido, liso, radical. Era verano y ese cambio no hizo sino resaltar mi belleza natural y reavivar mi fuerza interior.
    Exagerado? En absoluto. Mi peluquera se convirtió en mi confidente emocional y mi apoyo. Aún hoy la recuerdo con todo el cariño del mundo.
    Una profesional no sólo te corta el pelo, te anima a ser tu mejor versión emocional.

  26. Quiero ser totalmente sincera y muy pocas veces he tenido un buen momento con los peluqueros porque nunca consigo que me hagan lo que les pido exactamente, voy con miedo y salgo un poco disgustada de la peluquería. Pero hubo una vez que lo defino como “mi momento” con mi peluquero en el que me ayudó muchísimo.
    Me hicieron un baño de color hace 4 meses porque quería cambiar totalmente por una racha mala en mi vida y me dejaron el pelo muy muy mal.
    Sin embargo, fui a otra peluquería y el chico me solucionó el problema tan bien que volví a tener confianza en ellos. Él me entendió perfectamente porque para mi ir a la peluquería es algo muy importante y hacerme un cambio en el pelo me sube mucho la autoestima :)

  27. Bueno, que os voy a contar, voy a una peluquería de barrio, donde me han hecho cada desastre en el pelo que podría estar aquí horas. A parte de los típicos “cortame un dedo” y que el dedo de la peluquera mida 5cm… lo peor que me han hecho (en la vida diría yo), fue “El día que decidí cortarme las capas” (como si fuera una película de terror), “El Día D” lo llamamos mi madre y yo.
    El caso es que yo ya de por si tengo mucho volumen en el pelo, y fui con la idea de unas capas largas. Pero la peluquera, que por cierto ella misma lleva un pelo rojo y rizado caniche que ya de por sí inspira desconfianza, decidió que me quedarían bien las capas un poco más cortitas. En buena hora se me ocurrió a mi fiarme de ella.
    Salí de la pelu con capas POR ENCIMA DE LAS OREJAS. Cuando me miré en el espejo del ascensor volviendo a casa ya lo vi un desastre, pero al menos lo llevaba “liso de peluquería”, pero cuando me lo lavé yo en casa…
    dios, ni si quiera me llegaba el pelo para hacer una coleta. Eso no tenía solución por ningún lado. Llevé diademas con las colas, cintas para el pelo… un horror.
    Hay unos cinco de meses de mi vida de los que no tengo ninguna foto, me daba corte hasta salir de la calle y el momento pos-ducha se volvió insoportable con la incertidumbre de por donde saldría hoy mi nuevo peinado.
    Un desastre.
    Lo peor es que no hay otra peluquería en mi pueblo y tengo que ir allí sí o sí.
    Incluso aprendí a cortarme el pelo yo sola en casa, pero eso no vale, cada cierto tiempo hay que ir a la pelu por fuerza. NECESITO AYUDA.
    Además e encantaría cambiar de color, mi pelo es muy raro y las puntas se me aclaran solas. Llevo mucho tiempo pensando en ponerme elcolor de las puntas en todo el pelo, porque es muy natural y me resalta la mirada, pero tengo miedo y no e atrevo a ir a mi peluquería. ¡AYUDADME!

  28. He decidido restar, no quiero sumar más (de ahí viene mi Twitter @virRestonosumo) . Esa es mi máxima cuando voy a la peluquería y mis peluqueros os lo pueden confirmar, nada que me sume, así este verano he estrenado un rejuvenecedor y práctico corte de pelo, me encanto y a mis años es lo que quiero, estar encantada conmigo misma.

  29. El 15 de Julio de 2013, mi cumpleaños, sola en Madrid, con un mal año, decidí cambiar de look y me puse en manos de una peluquera muy maja que me dejo guapísima. Pasé el día paseando y de tiendas presumiendo de mi nuevo corte y color de pelo. Desde luego me alegró el día :)

  30. Desde que tengo el pelo largo me cuesta mucho confiar en un/a peluquero/a porque siempre que iba y pedía un corte de las puntas me quitaba la mitad de la melena :( pero por fin di con mi peluquera que e primer día ya me dejo alucinada, me arreglo el color del pelo y me corto solo las puntas, tuvo mucho cuidado, y también cuando tengo eventos como fue el de mi graduación me dejó estupenda <3.

  31. Recuerdo el día de mi boda. Fui una princesa, con diadema y ondas. Todo gracias a mis chicas de siempre: las que me conocían, las que me pp peinaban para cualquier ocasión, las que se sabían mis rasgos de memoria, las que siempre tenían un hueco para mí, en la peluquería de al lado de casa

  32. Para mi ir a la peluquería siempre es momento de relax y de mimarse a una misma. recuerdo cuando iba con mi abuela a la peluquería cada sábado por la mañana, los olores, los perfumes…me encanta como huelen las peluquerías, ya que me transmiten a ese momento con mi abuela. mi mejor amiga se casa en pocos meses, no encuentro mejor ocasión para una buena sesión de peluquería :)

  33. YO AUN NO TENGO PELUQUERO DE CONFIANZA, AUNQUE TENGO LA SUERTE DE TENER UN PELO QUE GUSTA A TODOS, A LA HORA DE CAMBIOS Y CORTES ES SIEMPRE EL IR PROBANDO DISTINTOS CENTROS, DESDE HACE 10 AÑOS QUE ME HICIERON UNA DECOLORACIÓN Y LO DEJARON MÁS DE LA CUENTA, AL PUNTO DE QUEMARME EL PELO…ME CUESTA CONFIAR PERO AÚN ASÍ SIGO BUSCANDO MI PELUQUERO/A DE CONFIANZA.

  34. Llevo años buscando esa persona de confianza, que entienda tus gustos y necesidades y sobre todo, que le de algo de estilo a mi pelo fino y lacio…. Ir a la peluquería y salir contenta, te da un plus de confianza en ti misma que muchas veces es necesario!!

  35. Desesperada porque no encontraba peluquería para el día de mi boda, todas las citas cubiertas. Gracias a una amiga de la familia, que es profesora en una academia de peluquería, me recomendó a Marta y gracias a ella tel día más especial de mi vida lo fue un poco más, me sentí la chica más bonita del mundo. Asique no fue una peluquera sino dos las que me salvaron el día!!!

Deja un comentario: